Dos Errantes – El proyecto

Un errante es aquel que anda de una parte a otra sin tener domicilio ni asiento fijo. La definición casi parece una metáfora generacional. Y estos Dos errantes somos, literalmente, Paula y Ernesto, un par de individuos fabricados de sueños, miedos, inquietudes y caminos, algunos ya caminados y otros todavía por andar.

El que hoy nos empuja hacia Sudamérica nació, en cierto modo, hace casi treinta años, cuando un tierno Ernesto de siete años recibió la vista de una misteriosa mujer que venía del sur, y que había atravesado el enorme océano Atlántico para visitar Galicia, la tierra de sus ancestros. La prima de Ernesto comenzó a alimentar, sin ella saberlo quizá, con cada visita, la curiosidad de este por una tierra, Argentina, que representaba la historia de toda una generación de gallegos emigrados. Libros de fotografías de la Patagonia o de la Pampa o de los Andes, documentales en VHS sobre las diversas regiones argentinas; aquellas visitas formaron un cuadro misterioso en la mente infantil de Ernesto, que sabía que tarde o temprano habría de visitar esas tierras. Ya adulto, sin embargo, sus miedos encontraron suficientes excusas para postergar un viaje, a la Argentina y el resto de Latinoamérica, que se fue convirtiendo en un horizonte móvil, siempre un pasito más allá del día de mañana.

Hasta que llegó Paula y Gante.

Gante, una pequeñita ciudad universitaria de Bélgica, fue el lugar donde estos dos errantes juntaron sus pasos para imbricarlos como una madeja de hilos. Entre lujuriosas y estilizadas botellitas de cerveza color café fabricadas por monjes, laberínticas callejas de piedra y una Bélgica insospechadamente cálida y amable, la gente se sentaba a la orilla de los canales, como observando el movimiento de saurio de las aguas. Olía a cerveza por todas partes, y el cielo cruzado de estelas alumbraba un momento crucial: el instante en que a una persona se le plantea cumplir sus sueños sin posibilidad de excusa.

Ahorramos y nos vamos, dijo Paula.

Simplificando las cosas, la gran mayoría de las excusas que utilizamos en la vida ceden. Y Ernesto dijo Sí.

Aquello ocurrió en marzo de 2017.

Hoy, a principios de 2019, los pies de estos dos errantes, y los de aquel niñito que soñaba con Argentina, dos errantes con mochila y vida a sus espaldas, comienzan su viaje a Sudamérica.

 

Síguenos en facebook e instagram.

6 respuestas a “Dos Errantes – El proyecto”

  1. […] Dos errantes, servidor y Paula, echan a andar partiendo de Buenos Aires, y a donde sus pasos les lleven. Siguiendo intuiciones, emociones, impulsos; a través de personas y personajes, espacios, lugares. Avances y retrocesos. […]

  2. Buen viaje, chicos, os seguimos de cerca 😉

  3. Chicos pasarlo muy bien disfrutar el día a día cada instante es único e irrepetible . muchos besos

    1. Muchas gracias Cruz :). Un beso enorme

  4. Hola chicos escribir y contarnos por dónde vais .pasarlo muy bien besos

    1. Hola cruz 😊, estamos por buenos aires, llegamos hoy de mar del Plata. Iremos contando cositas. Un beso muy fuerte.

Deja un comentario